Tips para lograr el equilibrio entre trabajo y vida personal

trabajo

Llevar a cabo una serie de trabajos puede ser algo agotador muchas veces pero probablemente creas que es importante hacerlo, y si bien es tu labor, para todo hay ciertos límites, eso debes tenerlo muy en cuenta.

Muchas son las personas quienes día tras día van a su lugar de trabajo con la finalidad de realizar una serie de trabajos pero puede que pase todo el día y aun no has terminado y te quedes horas extras para culminarlo, sí, demuestra responsabilidad pero ¿está bien?

Puede que hacerlo una vez esté bien pero llegará un momento en el que te acostumbres a trabajar siempre y ¿Dónde queda tu vida personal? ¿Dónde quedan las salidas con amigos, familiares y paseos por el parque? Es importante saber equilibrar nuestra vida personal y el trabajo.

Si no sabes cómo puedes lograr este equilibrio entre tu vida personal y lo laboral, no te preocupes que hay algunos tips que puedes poner en práctica para poder lograrlo de la manera más efectiva posible y hoy compartiremos contigo algunos de ellos así que quédate con nosotros.

El trabajo y tu vida personal, aprende a separarlos

Sabemos que cumplir con nuestros deberes es importante y más si trabajamos en una empresa y desempeñamos un cargo importante pero esto no es excusa para dejarte de lado y no disfrutar de tu vida por solo estar enfocado en el trabajo.

Muchas son las personas quienes ponen el trabajo sobre su vida personal pero esto no es nada bueno la verdad, una vez que lo hacemos es muy difícil dar vuelta pero no es imposible, y si tú has notado que tu trabajo es más importante que tu vida personal o incluso te lo han dicho, entonces lee a continuación estos tips que hoy te compartimos.

  • Identifica el burnout

Primero que nada debes saber que el burnout es cuando ya te sientes demasiado agotado, exhausto a nivel crónico que sientes que no puedes más a nivel físico ni emocional. Aunque no lo creas esto influye entre colegas, decisiones que hacemos y hasta en nuestro hogar. Si notas que al llegar a casa estás desanimado, de mal humor, a la defensiva, cansado a nivel físico y agotado mentalmente es porque estás “quemado”.

  • Delegar, delegar y delegar

Es importante que aprendas a dejar que otros hagan trabajos también. Si eres de los que se obsesiona por hacer todo como un superhéroe ten cuidado que esto puede llevar a que descuides tu vida personal. Una investigación llevada a cabo en la Business School en Londres por el profesor John Hunt afirma que 1 de cada 10 managers sabe delegar ¿Tu eres de los otros 9? Si es así aprende a dejar que otros hagan tareas y que decidan sobre qué hacer.

  • Detener las notificaciones

Es importante que detengas las notificaciones, bien sea que las silencies o las elimines es importante que frenes el hecho de ver que están llegando ya que estas por lo general avisan que hay más emails, mensajes en redes sociales y todo lo demás, más si estás fuera de tu horario de trabajo disfrutando de tu tiempo libre, desconéctate por unas horas, te hará bien.

  • Que la pasión no sea un dolor de cabeza

Muchas veces el amor por lo que hacemos y la pasión que sentimos al hacerlo es culpable de que no descansemos, ni nos relajemos, aprende a poner límites. No está mal que nos guste y nos sintamos motivados a hacer nuestro trabajo pero a veces es importante dejarlo de lado por tu salud mental.

Esperamos que estos tips sean de tu ayuda y que los pongas en práctica para disfrutar más de tu vida personal, sin descuidar tu trabajo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba